Unidas Podemos sostiene que la Administración “no puede ser enemiga” de víctimas de violencia machista sin recursos

Unidas Podemos sostiene que la Administración “no puede ser enemiga” de víctimas de violencia machista sin recursos

Unidas Podemos sostiene que la Administración “no puede ser enemiga” de víctimas de violencia machista sin recursos

Pleguezuelo afirma que su partido destinará casi tres millones de euros del presupuesto anual a políticas en pro de la igualdad 

La número tres en la lista de Unidas Podemos Melilla, María Victoria Pleguezuelo, ha presentado esta mañana algunas de las medidas que contiene el programa electoral en materia de igualdad y contra la violencia machista. Una de las cuestiones que defiende la formación morada es que la Administración “no puede ser enemiga” de las víctimas que carecen de recursos y piden ayuda. Pleguezuelo ha hecho hincapié en que estas mujeres no deben ser expulsadas de las casas de acogida mientras no cuenten con medios que le permitan cierta independencia y solvencia económica.

“La protección a las víctimas de violencia machista tiene que ser integral”, ha mantenido, incidiendo en que aquellas que no tengan trabajo deberán contar con la ayuda de la Administración para disponer de medios de vida, además de mejorar su empleabilidad a través de cursos formativos. Por este mismo motivo, la número tres de la lista de Unidas Podemos también ha subrayado la importancia de impartir formación en materia de igualdad y contra la violencia machista al funcionariado.

Por su parte, Pleguezuelo ha asegurado que es de vital importancia destinar una partida presupuestaria importante a las políticas orientadas a conseguir la igualdad real y efectiva y que luchen contra todo tipo de violencia hacia la mujer. “Unidas Podemos es un partido concienciado en feminismo y como tal vamos a invertir un uno por ciento del presupuesto anual de Melilla en el área de la Mujer, lo que implicaría cerca de tres millones de euros al año”, ha manifestado.

Según ha subrayado, la educación es una de las claves fundamentales para trabajar en este ámbito. “Es donde hay que destinar buena parte de los esfuerzos, porque los niños y las niñas son el futuro, pero también hay que involucrar al resto de la sociedad y continuar concienciando, ya que los casos más dolorosos de violencia o desigualdad suelen darse entre adultos y adultas”, ha remarcado Pleguezuelo.

En el ámbito educativo, ha continuado explicado, habría que incidir desde las edades más tempranas con educación afectivo-sexual. Al respecto, la número tres ha querido insistir en la necesidad de que los niños y las niñas crezcan entendiendo qué comportamientos son saludables y diferenciándolos de los que no para que en el futuro sepan detectar conductas de dañinas o que puedan terminar en delito.

Por otro lado, Pleguezuelo ha defendido que la Administración local y los organismos financiados con dinero público deben ser ejemplo de paridad para el resto de la sociedad. “La paridad tiene que ser algo más que una mera recomendación, tiene que ser una realidad efectiva porque las instituciones tienen que servir de referencia”, ha manifestado, asegurando que su formación trabajaría para que se llevase a cabo en las plantillas de las Consejerías y el resto de entidades públicas locales.

   

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies